Después de un día pesado, el llegar a casa y recostarte en una cama limpia y bien cuidada con sábanas suaves y cómodas, nos ayuda a mejorar la calidad de nuestro descanso, por eso es importante el saber mantener nuestra ropa de cama en las mejores condiciones.

1. Sigue las instrucciones de lavado:

De esta manera podrás darle el mejor cuidado a cada una de tus prendas, ya que algunas pueden requerir de un tratamiento especial.

2. Lava tus prendas de cama antes de usarlas:

Es recomendable que si vas a usar por primera vez tu ropa de cama debes lavarlas ya que con ello puedes eliminar alguna sustancia química que se emplea en su fabricación.

3. Cambia tus sábanas :

Si son de uso diario es recomendable cambiarlas por lo menos cada 6 o 7 días.

4. Airea tu cama todos los días :

El ventilar las prendas de tu cama ayudará a evitar el crecimiento de ácaros, además es importante permitir que reciba la luz directa ya que esto beneficiará la higiene de tu cama.

5. Guarda adecuadamente tu prendas:

Parte importante de la conservación de tus sábanas y edredones es su almacenaje, por ello , evita guardarlas en cajas o cajones de cartón, entre prenda y prenda coloca saquitos perfumados para prevenir la aparición de polillas, además puedes colocar los juegos de sábanas juntos para que al momento de cambiarlas sea más fácil escogerlas.

SERVICIO A DOMICILIO
UBICAR SUCURSALES

Visita nuestra sección de noticias y tips

o suscríbete para recibir más información de nosotros
Tu correo ha sido registrado.
Oops! Something went wrong while submitting the form
Al enviar tus datos, aceptas nuestro Aviso de privacidad y Términos y condiciones